Atención al cliente: 55 8526 4194

es Español
Brouo / Noticias  / Storytelling y storydoing: ¿amigos o enemigos?
storytelling storydoing

Storytelling y storydoing: ¿amigos o enemigos?

El storytelling sigue siendo una técnica para conectar emocionalmente a los usuarios con la marca. Su intención siempre ha sido generar una relación más allá de la simple transmisión del mensaje. Esta técnica ha creado muchas empresas exitosas a través de la confianza y la fidelidad. Los dos aspectos anteriores son buscados por cualquier marca, ya que son una forma de estar en la mente del consumidor. Por otra parte, el storydoing hace de esas historias una realidad. En esta ocasión te contaremos las similitudes y las diferencias entre storytelling y storydoing.

¿Por qué es mejor contar historias?

Toda técnica, aplicada de manera adecuada, trae consigo múltiples ventajas. Para aplicar correctamente storytelling y storydoing, es necesario definir en qué consiste cada una. El storytelling es la técnica de contar historias que generen empatía y emociones. Además, ofrece las siguientes ventajas:

1. Humanizar tu marca: generas una excelente estrategia de branding que te ayudará a crear conexiones más estrechas con tus usuarios.

2. Generar confianza: contar historias no solo te servirá para atraer la atención de más usuarios, sino que ayudará a tu marca a generar vínculos. Las personas se identificarán con los productos y/o servicio que ofreces.

3. Crear marketing de boca en boca: debido a que los usuarios se identifican con tu marca, contarán todo acerca de esta e incluso la recomendarán. Lo anterior ayudará a mejorar la percepción que tienen las persona sobre lo que haces.

4. Desarrollar emociones: el contar historias generará emociones, por lo que tu imagen y valores empresariales se verán reforzados.

5. Convertir algo viejo en nuevo: no importa cuántas ocasiones hayas repetido el mismo mensaje, con un storytelling puedes darle la vuelta totalmente y crear una historia increíble.

De contar a crear

El storytelling se encarga de contar historias que hacen clic con las personas. En cambio, el storydoing las hace realidad. Esta técnica implica ciertas ventajas para tu marca:

1. Viralización de contenido: los usuarios, al sentirse protagonistas, difunden por medio de redes sociales las experiencias que viven con la marca.

2. Aumento de confianza: con la ayuda del storytelling, las empresas generan confianza, pero con la realización del storydoing, incrementa radicalmente.

3. Mayor posicionamiento: que los usuarios vivan sus propias experiencias (y contar historias) con la marca, logra un mayor nivel de posicionamiento dentro de la mente del consumidor.

4. Aumento de engagement: el consumidor se hace partícipe de la historia creada por el storytelling, logrando así integrarlos en la campaña. El storydoing es para integral del marketing de contenidos.

5. Fidelización a lo grande: la interacción que las empresas tienen con los usuarios, y viceversa, ayuda a la fidelización de comunidades enteras.

Como podemos ver, la parte conceptual corresponde a storytelling y storydoing se encarga de ejecutar.

La eterna amistad entre storytelling y storydoing

En realidad, storytelling y storydoing son técnicas que siempre estarán estrechamente relacionadas. Ambas trabajan en conjunto y te preguntarás ¿para qué? La respuesta es simple: primero que nada, para conocer el comportamiento del consumidor. Es ahí donde el storytelling entra contando una historia apegada a la realidad de su target. Después, el storydoing hace su magia convirtiéndolas en realidad por medio de las experiencias de sus usuarios. El objetivo de ambas es humanizar la relación entre consumidor y marca, logrando fidelización, posicionamiento y aumento de ventas.

Contáctanos