¿Por qué es importante conocer el contenido que está generando tu audiencia?

Al momento de realizar un buyer persona siempre pensamos en lo que es, cuánto gasta, a qué le teme e incluso lo que desea, pero ¿te has preguntado el tipo de contenido que genera?

¿Cuánto contenido estamos generando?

Cada año diversas empresas realizan estudios respecto a cuánto contenido generamos, ya que al final eso se traduce en data que el Internet interpreta y que algunas compañías como Google o Facebook transforman en modelos de negocio. Sin embargo, este 2020 sucedió lo que muchos esperábamos, pero que pocos estaban preparados: la brecha digital disminuyó de manera considerable, por ser el Internet y las redes sociales un canal de información para conocer el avance del COVID-19 así como un medio de comunicación con el mundo exterior.

Sólo en el 2017 se generaban 46,740 fotos al día en Instagram y 456,000 textos eran posteados en Twitter (vía. Bernard Marr) y a partir de la pandemia empresas como Impactmybiz reportaron que en esta pandemia, expertos en marketing pronosticaron un incremento del 66% en la creación de contenido en redes sociales, siendo la producción de video la que mayor aumentó en un 57%.

Sin duda este tipo de números deberían ser importantes para nosotros, ya que aunque no todos los usuarios son marcas, el contenido tanto de empresas como de personas convive en el mismo ecosistema, generando así una competencia inevitable por algo más que espacio: la atención del usuario.

La verdadera moneda de cambio en el Internet

Si eres estudiante o fanático de la publicidad, sabes que no siempre todo estuvo en el ámbito digital. Antes de que existiera el ecosistema digital en el que estamos inmersos ahora, la publicidad estaba en otros medios de comunicación que hoy llamamos tradicionales: televisión, radio, cine, etc. Se hacían (y en muchos casos se siguen haciendo) inversiones millonarias por espacio ya que esa era la única forma de medir la efectividad y tabular los costos en la publicidad.

Pero, ¿qué sucedió cuando apareció el Internet? Ya que los dispositivos abarcan una mínima parte del espacio que ocupa un folleto o incluso un espectacular: ¿cómo podríamos medir ahí la efectividad de nuestra publicidad? La respuesta está en el tiempo y atención que prestamos a los anuncios que se nos presentan a partir de nuestra interacción digital. La carrera por el espacio se transformó en obsoleta y para los usuarios ver un gran anuncio no implica que necesariamente vayamos a generar una compra por verlo, pero si por como interactuamos con él; es decir cuánta de nuestra atención capta.

Esta idea se transformó en teoría cuando surgió la ahora llamada Economía de la Atención, término que aparece por primera vez en el libro de Thomas H. Davenport y J. C. Beck ‘The Attention Economy’ donde habla de que hoy la atención del usuario es una transacción que realizan marcas con plataformas. Pero, ¿qué es la Economía de la atención? Este par de autores hablan de que este concepto hace referencia a la capacidad de las personas para atender información y a los contenidos de captar nuestra atención. Lo que hace que nuestra atención se vuelva la moneda de cambio con grandes marcas. Bien dicen algunos expertos que si algo es gratis, es porque nosotros somos el producto.

Ahora que tengo tu atención…

Me gustaría recordarte que entonces, tu contenido tiene que ser relevante para el usuario desde muchos ángulos: tiene que competir contra la foto del bebé de la amiga de tu cliente potencial y además también librar una batalla para captar más tiempo su atención. En este punto parece imposible, porque al final estamos hablando de usuarios. Aun así existe una forma de librar ambas batallas y esto es a través de formar parte del contenido que genera tu audiencia.

Recordemos que al final nuestros consumidores se dejan influenciar por otras personas y que no hay mejor publicidad que la que se hace de boca en boca. Así que la próxima vez que estés planeando una estrategia de contenido, te recomiendo no limitarte a lo que tú puedes aportar a la conversación, sino también cómo formar parte de ella o aún mejor, ser el tema de la conversación que genera tu audiencia meta en redes sociales.

 

Emisora responsable con gran pasión por la creatividad y la comunicación visual. Fiel defensora del contenido por encima de todo y de que nada malo podrá pasar aquí y ahora.

Post a Comment

CONTACTO